Casa Macaria

Casa Macaria

Privacidad, lujo y relajación. Así se podría resumir grosso-modo la experiencia que se vive en Casa Macaria. Son los detalles de esta villa los que diferencian la estancia en este exclusivo y sustentable retreat, de cualquier otro.

Ubicado a 20 minutos del aeropuerto de Puerto Escondido, Casa Macaria es una villa privada compuesta por cinco espaciosas suites, cuatro con vista al mar y una en medio de un manglar tropical. Todas incluyen cómodas amenidades con decoración típica mexicana, baño interior y terraza privada con vistas a campos abiertos de cactus, palmeras y grandes olas como decoración al fondo, propias de esta zona de la costa del Pacífico.

Para llegar a Casa Macaria, el visitante debe adentrarse y transitar a una jungla tropical, lo que le va dando una idea del paisaje natural con el que convivirá en su destino. Una vez allí, encontrará en el hall principal una enorme sala y comedor al aire libre, y desde ese momento sabrá que, tal como se lo imaginaba, tendrá para sí una villa privada que es de las pocas construcciones en una playa prácticamente virgen.

El personalizado y más-queatento servicio se hace evidente tras la llegada. El equipo está formado por un cocinero personal encargado de todas las comidas, dos camaristas y personal disponible en todo momento para ofrecer ya sea un coctel en la alberca o un coco fresco con limón y chile en alguna de las hamacas. Permitiendo así a los huéspedes, disfrutar y desentenderse absolutamente durante su estancia.

Las áreas comunes, como el comedor y sala, se caracterizan por su estilo rústico playero, desde donde se puede apreciar la espectacular vista al océano Pacífico, y la prominente vegetación que lo enmarca. A pasos de estas, la piscina principal rodeada por cómodos camastros y camas con coloridos cojines bordados, es sin duda el spot idóneo de la casa para convivir, mientras se disfruta del sol, acompañado de una cerveza, sus deliciosas aguas frescas preparadas cada día y crudités de botana.

El ambiente que la casa emana, invita a relajarse a las pocas horas in-situ. Ya sea en su mesa que se presta para largas horas de sobremesa, y comidas que se convierten en cenas; o en los cómodos sillones blancos donde disfrutar de una copa de vino blanco o rosado mientras se juega a las cartas, escuchando la playlist de elección, y con impresionantes atardeceres en tonos morados, pasando por lilas, rosados hasta iridiscentes naranjas como escenario.

Además de poder rentar la casa simplemente para disfrutar de un fin de semana de descanso, Casa Macaria también ofrece un programa llamado Yoga & Detox Macaria Bootcamp para los que buscan complementar este retreat con una experiencia saludable y holística. El programa, curado y certificado por health-coaches y por nutricionistas profesionales, brinda diferentes opciones de actividades como yoga y pilates, acorde al nivel del practicante, al igual que sesiones de meditación y masajes diarios para fomentar una relajación profunda e introspección personal. También ofrecen clases de baile con tambores y clases de cocina orgánica ayurveda, y lo que cocines en tu clase lo puedes comer luego en la casa. Todas las actividades están pensadas alrededor de un estado de wellness total: descanso, nutrición, ejercicio y reconectarse consigo mismo.

Para los más aventureros que buscan otro tipo de diversión fuera de las amenidades de Casa Macaria, se puede solicitar clases privadas de surf en Zicatela, la afamada playa visitada por surfers de todo el mundo por su gran oleaje, donde se llevan a cabo torneos de este deporte a nivel nacional e internacional.

Ya sea una escapada en pareja, o en un grupo de amigos, un viaje de ocio y diversión, o para relajarte y reconectar, Casa Macaria es el escenario por excelencia que se adaptará al weekend getaway plan que tengas en mente.

D. Los Huajes, Camino a los Tamarindos, El Tomatal S/N. Puerto Escondido, Oaxaca

T. +52 55 3332 7798




There are no comments

Add yours