Izamal: Un amor amarillo | Hotbook

Izamal: Un amor amarillo

#HOTWEEKEND

Se fundó en el siglo XVI sobre las ruinas del Pap-Hol-Chac, un antiguo adoratorio maya. Hoy, es una de las ciudades más bellas de Yucatán, Pueblo Mágico y siempre recordada por sus notorios colores.

10:00 EL ENCUENTRO
Lo mejor es que llegues a Izamal un sábado alrededor de las 10:00 de la mañana. ¿Por qué? A continuación te lo detallamos. Primero, debes tomar el autobús en Mérida y en 45 minutos estarás en Izamal. Si rentaste un auto, te será muy sencillo llegar, sólo sigue por la autopista Mérida – Cancún y toma la desviación. El costo aproximado del autobús es de 50 pesos por persona. Ya ahí y antes de ir al hotel, camina hasta el centro de su plaza donde están varios prestadores de servicios turísticos y resérvate un tour al Convento de San Antonio de Padua, escoge los que incluyen transporte y van por ti a tu hotel.

El tour inicia con una degustación de nieve de coco, que se vende a la entrada del convento. Al llegar, sube por unas escaleras que tienen como fin un hermoso patio rodeado de portales. Entra al pórtico central y descubre un edificio de estilo morisco, el que posa en todas las fotografías de Izamal; inevitable no fotografiarlo también.

En una placa, ubicada a los pies del convento, se lee que San Antonio de Padua fue construida a principios del siglo XVI por el monje Fray Diego de Landa, y es uno de los motivos por el que la ciudad es llamada la de “las tres culturas”, ya que reúne el periodo prehispánico, el colonial y la época contemporánea. Similar a lo que ocurre en el Zócalo de la Ciudad de México, donde también se encontraba un antiguo templo maya que fue demolido y sobre el que se edificó la Catedral.

13:30
Antes de continuar con tu recorrido, qué mejor que un buen almuerzo, y es que, la ventaja de estar aquí es que todo, hasta un agua de sabor, son deliciosas, ¿por qué?, bueno pues porque Izamal es una de las cunas de las gastronomía mexicana. Para comprobarlo, existen varias opciones: visitar su mercado, un restaurante o participar en una clase de cocina. La más divertida es la tercera opción, para ello está la Casa Lecanta, donde el chef Cristian Bravo, ofrece clases privadas basadas siempre en los ingredientes de la temporada.

El chef, diseña un menú exclusivo acompañado con vinos y cocina yucateca, todo de primer nivel. Otra opción es el restaurante Kinich, ubicado en la Calle 27, en el Centro, donde puedes saborear platillos típicos como el queso relleno, los salbutes, los panuchos o papadzules acompañados por un vasito de balché, bebida elaborada de anís.

15:00
Para el postre lo mejor es ir hasta el mercado y comprar una famosa yuca con miel, disfruta de su sabor mientras caminas por las callecitas y callejones empedrados de Izamal y toma rumbo hacia la zona arqueológica de Kinich Kakamó. Mientras llegas, seguramente observarás a las “Victorias”, que son las típicas calandrias que ofrecen paseos por todo el perímetro de Izamal y sin duda te transportarán hasta la época colonial.

Al llegar a Kinich, sube por un camino repleto de vegetación y como una casa de Legorreta, llegando a lo que parecía la cima, observarás otra edificación, ésta es la segunda más importante y está dedicada al dios del sol, Kinich Kak Mo.

Toma la sombra de un árbol para refugiarte del sol y quédate allí un rato más mientras observas la majestuosidad de esta construcción. Al cabo de unos minutos, regresa al hotel para refrescarte y alistarte para salir en la noche a cenar. Mucho mejor si esperas a que den las ocho y puedas apreciar cómo cambia el paisaje de un intenso amarillo, al dorado iluminado por cientos de lucecitas de todos los colores.

9:00 UN ROCIO DEL CIELO
Los mejores meses para visitar Izamal son durante sus festividades como la del santo patrono San Antonio de Padua (13 de junio) donde todo el pueblo se llena de verbenas, pirotecnia y música; o bien durante el invierno, cuando no hacen 30ºC de temperatura y se puede disfrutar más tranquilamente de la ciudad. Otras festividades ocurren en octubre, cuando se lleva acabo la procesión al Santo Cristo de Citilpech, y en noviembre, el día de muertos es inolvidable, un panteón lleno de flores, colorido, ofrendas y música.

Luego del desayuno, ¿qué tal un tour de compras? Lo típico del lugar son los trabajos de joyería y talabartería, pero también son famosas las hamacas tejidas de fibra de henequén y la cerámica. Visita la Alería Tita, localizada en la calle 59 y la plaza principal donde es muy común ver objetos realizados por los yucatecos como rosarios hechos con coyol.

Si terminas tus compras antes de las 12:00 del día, únete a los tours que van hasta Chichén Itzá, o espera al de las 16:00 horas para que puedas apreciar la puesta de sol. Antes no es recomendable ya que la temperatura sube hasta los 35ºC y no te deja recorrer tranquilamente el sitio. La duración del paseo es de cuatro horas e incluye guía y traslados.

14:00
Para comer ve al restaurante del hotel Hacienda Mérida, sin duda uno de los más lindos, todo su mobiliario y la mayor parte de su construcción es original. Pide unos encamisados, que es una tortilla rellena de huevo hecha a mano; y de platillo fuerte un pollo alcaparrado, súper orgánico. Y de postre, un clásico yucateco: papaya con queso fresco.

Camina un poco y ve hasta el Centro Cultural que está dentro de una casona del siglo XVI y tiene un museo de artesanías del estado, así como una tienda donde venden piezas de arte popular.
www.centroculturalizamal.org.mx

POR LA PERIFERIA
Si te quedas más de un fin de semana, te recomendamos visitar los alrededores de la ciudad como el Ex Convento neoclásico de San Juan Bautista, en Motul, y que data del siglo XVI; o la zona arqueológica de Dzibilchaltún, una de las ciudades más importantes de Yucatán durante el Período Posclásico.

Si te preguntas por el color amarillo de todo Izamal, cuenta la historia que se debe a que en 1993 el Papa Juan Pablo II visitó la ciudad y ofició una misa en el convento, entonces los izamaleños como un regalo para el pontífice, pintaron todas las paredes de los colores de El Vaticano.

GUÍA DE IZAMAL

[toggle Title=”CÓMO LLEGAR”]

Desde la ciudad de México a Mérida vía Interjet. Izamal se localiza a 72 kilómetros al este de la ciudad de Mérida. Se llega por la carretera 180, tomando una desviación a la izquierda a la altura del kilómetros 40, en el poblado de Hoctún.

​[/toggle]

[toggle Title=”DÓNDE DORMIR”]

Hacienda Sacnicte
Cuenta con 10 habitaciones, cada una con diseño diferente. Tienen entre una o dos camas. Restaurante, piscina y masajes a la habitación.
D. Carretera a Tekal de Venegas kilómetro 5.
W. Hacienda Sacnicte

Casa Lecanda
Todas sus habitaciones cuentan con un set de amenidades de productos hierbales elaborados con ingredientes de la región, spa y restaurante.
D. Calle 47 #471, Col. Centro.
T. (999) 928 0112
W. Casa Lecanda

​[/toggle]

[toggle Title=”DÓNDE COMER”]

Restaurante Kinich
Lo mejor de las gastronomía Yucateca.
H. Abierto de 13:00 a 21:00 horas.
D. Calle 27 No. 299 entre 28 y 30.

​[/toggle]

[toggle Title=”DÓNDE COMPRAR”]

Galería Tita
D. Calle 59, 504, entre 60 y 62, Centro.
T. (999) 928 5328
H. Abre de 8:00 a 23:00 horas.

Mercado Municipal de Artesanías Lucas de Gálvez
D. Calle 56 con calle 67, Centro.
H. Abre de 10:00 a 18:00 horas.

​[/toggle]