YOGAWORKS | Hotbook

YOGAWORKS

EN PRANA DEWI RESORT

Actualmente están muy de moda los entrenamientos para convertirse en instructor de yoga. Resultan especialmente atractivos los que se llevan a cabo en países asiáticos como India, Indonesia y Tailandia; aunque también Hawái y Costa Rica se encuentran entre los destinos favoritos. En el caso de Indonesia, Bali es el lugar donde se llevan a cabo la mayor parte de estos programas. La localidad de Ubud es considerada la capital espiritual y cultural de la isla, por lo que aquí se encuentra la oferta más grande de cursos, inmersiones y entrenamientos de yoga. Es el caso de escuelas como Yogaworks, fundada y reconocida en Estados Unidos, que realiza semestralmente su programa de 200 horas de entrenamiento para maestros en este lugar. Se lleva a cabo en Prana Dewi, por estar alejado del bullicio de la ciudad. La duración es de cinco semanas, mismas en las que se consigue una inmersión total en estudios avanzados de yoga.

La alineación del cuerpo en la práctica de yoga es de vital importancia, para esto las clases de anatomía son indispensables. Se estudian a profundidad las estructuras ósea y muscular del cuerpo, para así evitar lesiones. Por otro lado, el programa tiene una fuerte base filosófica. Textos, como el Bhágavad-gitá, se analizan y reinterpretan a la luz de nuestra contemporaneidad. También está la práctica diaria de las asanas, o posturas del yoga. En ellas se trabajan los principios masculino y femenino, o yin y yang, que se refieren a la fuerza y la suavidad en cada movimiento y en cada postura. Se busca la concentración en cada posición, así como la acción y la relajación con cada respiración. Se culmina la práctica con Savasana, o postura del cadáver, en la que uno abandona el cuerpo al piso y se entrega al infinito para fundirse con el universo y poder tocar nuestro ser superior.

galeria06

Las clases se inician todas las mañanas en modo ritual con un canto o rezo:

Om Saha Naa Vavatu (Mi Brahman nos protege)

Saha Nau Bhunaktu (Que Brahman nos llene gozo)

Saha Viryam Kaara Vaavahai (Que nuestros estudios sean vigorosos)

Tejas Vinaavaditam Astu (Que la luz del entendimiento se esparza sin límites)

Maa Vidvishaavahai (Que nunca nos odiemos los unos a otros)

Om Shanti Shanti Shanti (Paz, paz, paz)

Prana Dewi

A los pies del monte Batukaru, a 90 minutos del Aeropuerto Internacional de Denpasar-Ngurah Rai, se encuentra Prana Dewi, rodeado de exuberante vegetación tropical. El resort cuenta con once bungalows repartidos entre campos de arroz, palmeras y estanques con lotos y peces. Los bungalows están decorados armónicamente al estilo tradicional balinés, con camas de velos altos y ligeros. Los cuartos de baño están equipados de manera rústica dentro de los bungalows, pero en el exterior, al aire libre, entre helechos y flores. Ducharse aquí es una experiencia única y poco común, pues el techo es la bóveda celeste donde se aprecia el cielo claro del día o las estrellas brillando de noche. Es una experiencia multisensorial cuando llueve, pues se mezcla el agua de lluvia a temperatura ambiente con el agua tibia o caliente de la regadera. Afuera de cada bungalow hay un deck techado que se puede ocupar para meditar o relajarse después de una clase de yoga. Prana Dewi es un lugar ideal para llevar a cabo retreats, pues cuentan con un salón grande abierto tipo palapa, en donde el yoga, el chi gong, el taichi, la meditación y los retiros de silencio, hacen que uno se funda con la naturaleza del lugar y alcance a tocar niveles de espiritualidad.

El resort también organiza caminatas en los alrededores. Se puede visitar el templo hinduista de Batukaru, nombre que recibe de la montaña donde el templo fue construido; este es uno de los seis templos nacionales venerados por todos los balineses. “Batukaru” significa “cáscara de coco”, y es el segundo pico más alto de Bali, con una altura de 2,278 metros sobre el nivel del mar. Otra actividad puede ser caminata hasta la cima; sin embargo, se requiere de muy buena condición física, ya que, además de estar muy empinado, el terreno es sumamente resbaloso y lleno de maleza. El recorrido total tiene una duración de diez horas, a pesar de la dificultad, se aconseja llegar hasta la cima para poder apreciar la impresionante vista. Por otro lado, cerca del resort también existen pequeños sitios de aguas termales que sirven muy bien para relajarse y consentirse después de un arduo día de actividades. Los masajistas ayudan de manera muy efectiva a quitar la tensión del cuerpo.

El comedor cuenta con un menú rico en alimentos orgánicos, se sirve comida vegetariana y no vegetariana. Prana Dewi no cuenta con conexión wifi, por lo que es el lugar perfecto para retirarse de la agitada vida de la ciudad y las presiones cotidianas por unas semanas. En caso de necesitarlo, a un lado se encuentra un precario local que ofrece servicios de internet.

galeria02

Crónica: Un día de retiro en Prana Dewi

Ha sido un día intenso como los demás. Escribo estas líneas después de una mañana de fuerte entrenamiento: meditación de 6:30 a 7:00 a.m.; desayuno orgánico de frutas y yogurt; clase de anatomía de 7:45 a 10:00 a.m.; práctica de yoga (asanas) de 10:00 a.m. a 12:30 p.m.; lunch vegetariano que incluye arroz integral y variedad de vegetales con tofu sazonados con soya y salsa de cacahuate; clase de filosofía de 1:20 a 3:30 p.m.

Durante mis tres horas libres empieza a llover de manera densa y abundante, me resguardo en el deck frente a mi bungalow. Decido tan solo respirar y poder apreciar el entorno acompañada de una taza de té de jengibre caliente. El sonido es una delicia, la vista es privilegiada, me encuentro rodeada de vegetación que crece sana y fuerte entre tanta humedad. Comparto este escenario con algunos animales e insectos que gozan como yo de tanta abundancia y fertilidad, detecto algunos sonidos de geckos y grillos. Percibo con atención el movimiento a mi alrededor, observo cómo todo se mueve con el agua. Mis labios sonríen y cierro los ojos, me imagino debajo de esta abundante lluvia lavando mi cuerpo y mis pensamientos. Me concentro en el sonido del agua que cae, fluyo con ella, dejo que todo lo que no me nutre resbale y drene, como lo hacen los campos de arroz con el agua que los inunda. Solo queda lo que permanece estable, lo que sí es, lo que corresponde conservar, lo sano. Permito el movimiento suave del viento sobre mi cuerpo. Integro el olor de la tierra, pienso en el lodo que se forma después de horas de lluvia. Busco con mis pies pisarlo, hacerlo es como incorporar una nueva sensación, un nuevo placer, un explorar a través de las plantas de los pies. Cada pisada me llena y reconforta, siento que obtengo conocimiento y sabiduría de la tierra. Todo aquí está vivo, quiero integrar todo lo que aquí sucede. Supongo que ese es el verdadero yoga: unir, integrar todo… en uno.

“Man desires objects when tender in age,

enjoys them when young,

seeks yoga in middle age,

develops detachment when old.”

galeria03

Recomendaciones para el retiro:

Llevar un buen repelente contra mosquitos

Ir con mentalidad abierta para una total inmersión y contacto con la naturaleza

Llevar ropa cómoda y que no importe que se dañe

Llevar un diario para apuntar insights y sueños

Libros para llevar:

The Yamas & Niyamas: Exploring Yoga’s Ethical Practice. Deborah Adele. Libro sobre filosofía, principios éticos y espiritualidad del yoga.

The Spell of the Sensuous: Perception and Language in a More-Than-Human World. David Abram. Libro sobre filosofía y naturaleza, visión fenomenológica del mundo.

D. Wongaya Gede, Penebel,

Tabanan

Bali, Indonesia

M. info@balipranaresort.com

www.balipranaresort.com