No hay como el sol y las olas del mar para olvidarnos del estrés de la vida diaria, aunque sea solamente por un momento. El azul es un color que relaja, más aún el azul turquesa del mar Caribe que puede contemplarse desde las playas de Tulum. Este lugar paradisíaco, que también forma parte del patrimonio cultural de México por sus reconocidos sitios arqueológicos, se ha convertido en uno de los destinos más populares del país y es donde se encuentra el hermoso Azulik Resort & Maya Spa.

El hotel fusiona la exclusividad con la tendencia eco-friendly, ya que su singular arquitectura incluye detalles sofisticados, pero también se basa en las formas orgánicas de la naturaleza y honra el entorno que lo rodea. La conexión con el medio ambiente es un aspecto muy importante para Azulik y, con solo entrar al resort, se puede sentir la energía de los cuatro elementos.

El respeto por la tierra se manifiesta en las edificaciones elevadas por estructuras de madera que permiten el libre crecimiento de las raíces de los árboles. El fuego y el viento también forman parte del ambiente, debido a las velas que iluminan cada espacio y a la brisa del mar que refresca el ambiente.

El elemento restante, el protagonista en Azulik, representa el comienzo de la vida. El agua está presente en todo momento, no solamente en el mar, sino que la arquitectura está rodeada de espejos de agua y el hotel cuenta con un cenote dentro de sus instalaciones.

HABITACIONES

Azulik ofrece 47 villas de madera con decoración rústica, pero elegante, que fusiona la jungla tropical con un estilo costero. Cada habitación tiene un kit de amenidades artesanales y una tina para gozar de baños relajantes con agua proveniente del cenote. Son estancias ideales para desconectarse, ya que no tienen electricidad, a excepción de un par de enchufes para cargar el celular en caso de ser necesario.

Existen diferentes tipos de villa, la más codiciada es la Honeymoon Villa de tres pisos, perfecta para una escapada de fin de semana en pareja. Para los amantes de las alturas, la Sky Villa se encuentra en el nivel más elevado del resort y ofrece la mejor vista de Tulum. También se puede elegir una habitación con vista al mar como su Luxury Sea Villa, o alguna ubicada en medio de la selva como la Jungle Villa.

 

SPA

Una visita obligada al hospedarse en Azulik es el Maya Spa, una gran alternativa para consentirse con productos orgánicos, como cremas, jabones y aceites herbales, o maravillarse con uno de sus rituales de purificación. Todos los tratamientos del spa combinan las técnicas tradicionales con secretos mayas para brindar una sensación de paz en cuerpo y alma.

Para complementar el tratamiento, el hotel invita a sus huéspedes a participar en las clases de meditación y yoga o pasar un rato en el temazcal, un baño de vapor típico de las culturas indígenas mesoamericanas. Así mismo, todos los lunes en la noche se llevan a cabo sesiones de sound healing, un tipo de terapia que combina distintos sonidos musicales con masajes y aromaterapia.

ACTIVIDADES

Mystikal Wanders es el servicio de excursiones privadas del hotel, por medio del cual los huéspedes podrán planear su estancia para disfrutar al máximo del entorno natural y las atracciones culturales de la zona.

 

Para un fin de semana lleno de actividades, Tulum cuenta con múltiples opciones interesantes y enriquecedoras, entre las cuales están un recorrido por la jungla, una visita a las ruinas arqueológicas, el tour por los cenotes e incluso convivir con una familia local o conocer a un chamán para tener un mayor entendimiento de la cultura maya.

GASTRONOMÍA

Dentro del hotel se encuentra Kin Toh, un restaurante de alta cocina, cuya carta se caracteriza por la combinación de texturas, sabores y temperaturas de los platillos que crean una experiencia explosiva en los paladares de los comensales. La propuesta se centra en la gastronomía mexicana y en el uso de ingredientes frescos, en su mayoría orgánicos y cosechados localmente.

Para una comida más ligera, Cenote Bar ofrece varias opciones saludables de desayuno y lunch, en especial smoothies, superfoods y platillos veganos. En las noches, el lounge estilo marroquí del Beach Bar es el mejor lugar para degustar comida thai, probar un par de cocteles y bailar a la orilla del mar hasta el amanecer.

GUÍA DE TULUM

DÓNDE DORMIR

Azulik Resort & Maya Spa

D. Carretera Tulum Ruinas Km 5, Zona Hotelera, 77780, Tulum, Quintana Roo
T. +52 (1) 984 145 7598
www.azulik.com

CÓMO LLEGAR

La mejor opción para llegar a Tulum es volando al Aeropuerto Internacional de Cancún, que está a unos 120 kilómetros de distancia. Desde el aeropuerto, se debe recorrer la carretera hacia la Riviera Maya en coche o en autobús, lo cual tomará aproximadamente 2 horas.

DÓNDE COMER

Kin Toh

D. Carretera Tulum Ruinas Km 5, Zona Hotelera, 77780 Tulum, Quintana Roo
T. +52 984 745 9767
www.kintoh.com

Posada Margherita

D. Carretera Tulum – Boca Paila Km 4.5, 77780, Tulum, Quintana Roo
T. +52 984 801 8493
www.posadamargherita.com

Único

D. Av. Tulum, Centro, 77760 Tulum, Quintana Roo
T. +52 984 804 3836
www.unicotulum.com

Hartwood D.

Carretera Tulum – Boca Paila, Km 7.6, 77780 Tulum, Quintana Roo
www.hartwoodtulum.com

RECOMENDACIONES

Es importante tomar en cuenta las condiciones climáticas al planear una visita a Tulum. Los meses más calurosos suelen ser de mayo a agosto, mientras que las lluvias son más frecuentes en septiembre y octubre.

Al visitar las ruinas, lo mejor es llegar temprano para evitar las horas de mayor calor y los grandes grupos de turistas. En el itinerario no podrán faltar El Castillo y la zona arqueológica de Cobá.

Conocer los cenotes y lagunas es fundamental, en las que se puede nadar con o sin snorkel y, en algunos casos, bucear. Así mismo, la biósfera de Sian Ka’an es un lugar mágico repleto de flora y fauna local que permitirá seguir disfrutando del entorno natural.