Mikah Meyer, tres años de road trip por los parques nacionales de EEUU

Road trip por los parques nacionales de Estados Unidos

Mikah Meyer, tres años de road trip por los parques nacionales de EEUU - MIKAH MEYER-1

“THE STRONGEST OF THE STRANGE”

you won’t see them often for wherever the crowd is they are not. these odd ones, not many but from them come the few good paintings the few good symphonies the few good books and other works. and from the best of the strange ones perhaps nothing. they are their own paintings their own books their own music their own work. Charles Bukowski

¿Imaginas hacer un roadtrip de tres años? Mikah Meyer, un apasionado joven estadounidense, acaba de hacer ese sueño realidad: hacer un solo viaje para conocer los 419 Parques Nacionales de Estados Unidos. Después de un largo recorrido lleno de retos, de momentos agradables y otros muy difíciles, de miedos y satisfacciones, hoy Mikah es la persona más joven en conocer todos los Parques Nacionales del territorio estadounidense, y la primera persona en hacerlo en un viaje continuo.

Mikah Meyer, tres años de road trip por los parques nacionales de EEUU - mikah-meyer-2

Foto: Cortesía

Meyer comenzó su viaje el 29 de abril del 2016, en el decimoprimer aniversario luctuoso de su padre, y lo terminó exactamente tres años después, el 29 de abril de este año. Además de inspirar a personas de todo el mundo a perseguir sus sueños, Mikah Meyer es un modelo a seguir para la comunidad gay, pues ha participado en diferentes campañas como Raibow Nation en la cual publicó imágenes con la bandera gay en los paisajes naturales más icónicos de Estados Unidos.

Tres días antes de terminar su viaje, tuvimos la oportunidad de entrevistar a Mikah, quien nos contó todos los detalles de su épico roadtrip.

¿Cómo fue que decidiste emprender un roadtrip a todos los 419 Parques Nacionales de Estados Unidos?

Mi papá murió muy joven, cuando yo tenía 19 años. Esto me enseñó una lección muy importante sobre perseguir tus sueños. Una de mis metas de vida era conocer todos y cada uno de los Parques Nacionales de mi país, por lo tanto, hice todo un plan para cumplir mi meta a los 30 años.

¿Cómo fue el recorrido, qué lugares visitaste?

Visité todos los 56 territorios de Estados Unidos. Los 50 estados, más los territorios de ultramar como Puerto Rico, Guam, Samoa americana y el Distrito de Columbia. Entonces recorrí desde Alaska hasta el hemisferio sur, de Samoa americana hasta Guam, en donde la frontera estatal se encuentra un día adelante. También visité el punto más al este de Estados Unidos, en las Virgin Islands; en conclusión, cualquier lugar que imagines de Estados Unidos, ahí estuve.

¿En qué coche realizaste este recorrido?

Compré una camioneta cargo y la diseñé y adapté por completo. No tenía nada en la parte de atrás, era una simple camioneta. Construí una pared de madera y una plataforma con espacio para guardar mis cosas, arriba de esta coloqué un colchón para mi cama. En el techo adapté paneles solares e instalé un sistema de electricidad para poder tener bebidas frías para el desierto, además de poder cargar mi celular y computadora y así compartir mi viaje con todo el mundo.

¿Con qué dificultades te encontraste a lo largo del camino?

En el desierto suroeste de Texas hay un Parque Nacional muy grande, mientras me encontraba ahí, el sistema de electricidad de mi camioneta dejó de funcionar, por lo que pasé un mes completo sin energía, fue una situación horrible.

Me encontré con dificultades de todo tipo, desde físicas hasta preocupaciones financieras. Comencé el viaje con mucho menos dinero que aquella cantidad estimada necesaria por los expertos para este tipo de recorrido. Por lo que siempre tuve miedo de no tener suficiente dinero para terminarlo.

Por lo tanto, estaba presente el estrés físico, el financiero y por supuesto el emocional, aunque estaba conociendo lugares espectaculares, estaba lejos de mi familia y amigos, y de cualquier interacción humana por tres años, por lo que me sentía muy solo pues era muy frustrante encontrarse frente a un lugar tan hermoso, pero voltear a mi lado y no tener a nadie con quien compartirlo.

Mikah Meyer, tres años de road trip por los parques nacionales de EEUU - mikah-meyer-3

Foto: Cortesía

¿Cómo financiaste tu viaje?

La gran mayoría de mi financia- miento vino por parte de donaciones individuales. Mi padre era pastor, derivado de esto me gusta cantar en iglesias, por lo que antes del viaje lo hice a lo largo del país, les platicaba mi plan de viaje de 3 años por todo Estados Unidos y después ponía una pequeña canasta, aquellas personas que se sentían inspiradas y conmovidas con mi idea, me ayudaban, esa fue básicamente la razón por la que sobreviví económicamente. También recibí donaciones online a través de mi página; de hecho, tuve un donador anónimo que me ayudó con una gran cantidad de dinero. También, la empresa estadounidense Pilot Flying J fue mi patrocinador, lo que me ayudó mucho.

¿Cuál fue tu parte favorita del viaje? ¿Y tu Parque Nacional favorito?

Definitivamente, mi parte favorita fue encontrar todas aquellas joyas ocultas de las cuales no se habla comúnmente y que no aparecen en redes sociales. Mi ejemplo favorito de esto es un lugar llamado Monumento Nacional Dinosaurio, que se encuentra en la frontera de Utah y Colorado. Es un lugar sorprendente, hay dos ríos en los que puedes hacer rafting, caminos increíbles para hikear y hay hasta restos de dinosaurios. Es un lugar como ningún otro y en realidad nadie lo conoce, eso me encantó.

¿Qué aprendiste en estos tres años?

Sobre mí mismo aprendí que tengo mucha más tenacidad de la que pensaba, pues existieron diversos momentos en los que me costó mucho trabajo seguir y estaba a punto de rendirme. A mitad del viaje me ofrecieron un trabajo y me tuve que negar, pues todavía tenía un gran camino por recorrer y en verdad estaba comprometido en acabarlo.

Sobre Estados Unidos aprendí que además de los hermosos lugares que hay en el país, somos mucho más similares de lo que creemos y de lo que nos reconocemos. A veces nos encanta hablar de lo diversos que somos como país y de lo divididos que estamos, pero en realidad tenemos muchas más cosas en común de lo que pensamos, somos muy parecidos.

¿Alguna vez consideraste rendirte?

Varias veces. Cuando se me es- taba acabando el dinero, cuando tuve que negarme a la oferta de trabajo, cuando era invierno y estaba en mi van por las noches congelándome y sin calentador, estaba muy solo y lo único que quería era estar en un lugar caliente con mis amigos. Pero recibir todos esos mensajes de personas de todo el mundo diciéndome que mi viaje los inspiraba y los impulsaba en sus vidas, eso es lo que me permitió seguir adelante, pues me di cuenta de que no solamente estaba haciendo este viaje para mí, sino para todas aquellas personas que había conmovido con esta decisión.

¿Qué mensaje quieres dar al mundo con esta experiencia?

Que persigan sus sueños hoy, pues mañana puede ser muy tarde. Ya sea que se trate de viajar, de emprender, de poner tu propio negocio, ser madre o padre, o cualquiera que sea tu meta, no te esperes a que ten- gas 30 u 80 años, no lo patees, el momento es hoy.

Mikah Meyer, tres años de road trip por los parques nacionales de EEUU - mikah-meyer-4

Foto: Cortesía

¿Lo volverías a hacer?

Totalmente. Fue muy difícil, mucho más de lo que esperaba. Pensé que se trataría de una vacación muy larga, pero fue lo opuesto. Fue el trabajo más estresante que jamás he tenido, pero también la experiencia más increíble de mi vida.

¿Qué consideras es algo esencial al hacer un roadtrip?

Una cosa que me enseñó este roadtrip es que aún más importante del a dónde vas a ir, es con quién vas a ir. Si alguien está considerando hacer un roadtrip, les recomendaría que consideren a las personas que van a conocer en el camino, que elijan un lugar en donde les guste la música que escuchan, o su ambiente y atmósfera, que no solo se enfoquen en el lugar, sino que revisen su cultura y el tipo de personas con las que se van a topar, además de elegir a las personas que te acompañarán.

¿Tuviste compañía durante tu viaje?

La mayoría del tiempo estaba solo. De repente algunos amigos venían a acompañarme a ciertos lugares cuando les era posible. Era muy fácil conseguir que vinieran a Hawái y a los lugares más tropicales, al Caribe americano, las Virgin Islands, Puerto Rico, etc. Pero convencer a mis amigos para acompañarme en mi van a muchas otras partes de Estados Unidos, era más difícil.

Mikah Meyer, tres años de road trip por los parques nacionales de EEUU - mikah-meyer-5

Foto: Cortesía

¿En algún momento te encontraste en alguna situación de peligro?

Por las noches dormía en estacionamientos, pues no tenía suficiente dinero para pagar campsites. Una mañana desperté y había un coche muy sospechoso estacionado junto a mí, y de pronto comencé a escuchar disparos. Estaba en mi van apanicado, dudando si las balas eran lo suficientemente fuertes para atravesar mi camioneta. Afortunadamente no pasó nada.

En otra ocasión, en Hawái, estaba en un camino increíble en un Parque Nacional de Maui. El lugar me maravilló por lo que me tomé mucho tiempo para hacer fotografías y me tardé mucho más de lo que tenía pensado. Terminé hikeando dos horas después del atardecer, no podía ver prácticamente nada del camino. Le escribí a un amigo diciendo que me estaba quedando sin batería y que, si no sabía nada de mi en dos horas, llamara a la policía. Al final logré regresar, pero fue espantoso.

¿Alguna anécdota que quieras contar?

Una de las experiencias místicas que sucedieron fue mientras estaba haciendo rafting en el Monumento Nacional Dinosaurio y un ganso silvestre siguió a mi grupo durante cuatro días y tres noches. Nadaba junto a nuestra lancha y nos seguía a todos lados, lo llamamos George The Goose.

Es una historia linda, pues una persona comentó en mis videos que ese ganso era el espíritu de mi papá que quería acompañarme en este viaje. Lo in- creíble de esto es que mi papá era pastor luterano, y a Martin Luther King, fundador del luteranismo, comúnmente se le llama The Swan, además se le ve a Luther King en imágenes con un ganso en la mano. Por lo tanto, tal como me lo comentó un pastor, si existiera un animal en el que mi padre quisiera aparecer, definitiva- mente sería un ganso.

¿Qué se siente ahora que todo terminó?

Siento mucho alivio, pues estoy muy cansado. Ha sido un viaje lleno de planeación para llegar a cada uno de los lugares, además de tener que postearlos en redes sociales, es como tener un trabajo 24/7, durante tres años, sin parar. Definitivamente sien- to un alivio, pero también es un sentimiento increíble saber que cuando me encuentre en mi lecho de muerte, ya sea en 50 años o en poco tiempo, puedo decir que cumplí uno de mis mayores sueños y eso es algo que no se compara con nada, poder decir esto a mi corta edad.

¿Tienes algún nuevo proyecto?

Aún estoy en proceso de encontrar patrocinadores, pero ahora quiero seguir al equipo de college football de mi ciudad durante todos los partidos de la temporada de otoño, eso es lo que tengo más próximo.

Mikah Meyer, tres años de road trip por los parques nacionales de EEUU - mikah-meyer-6

Foto: Cortesía

mikahmeyer.com
@mikahmey @visittheusa

FACTS

  • Mikah ha participado en coros profesionales como el de Washington National Cathedral y la Sinfónica de Memphis.
  • Con la idea de romper estereotipos, Mikah Meyer es la primera persona gay en aparecer en una campaña outdoors para la marca REI.
  • Adicional a sus aventuras, Meyer da conferencias alrededor del mundo en universidades, distintas empresas y organizaciones.
  • Mikah Meyer forma parte de la campaña United Stories de Brand USA.

Texto por Jimena Saldivar
Fotos cortesía de Mikah Meyer