#OUGHTTOKNOW Nuju, Pequeñas obras de arte en madera.

Los productos de NUJU son como obras de arte debido a sus diseños la impecables y a la calidad de los materiales.

#OUGHTTOKNOW Nuju, Pequeñas obras de arte en madera. - NUJU-PORTADA

NUJU es una marca mexicana que fue, creada en 2014 por Andrés y María, diseñadores industriales, y Elvira, arquitecta, quienes tuvieron la idea de transformar los desperdicios de madera en piezas originales con un diseño excepcional. Todos los productos que fabrican son completamente únicos, ya que las distintas combinaciones de madera que utilizan nunca son iguales.

El proceso comienza en los aserraderos, donde los fundadores de la marca acuden para obtener “madera de rescate”, es decir, la madera destinada a ser triturada al no cumplir con ciertos criterios. Esto no significa que la madera no sea nueva o no esté certificada, sino que simplemente los tablones presentan algún desperfecto o no son del tamaño que se requiere para un objeto en particular. Por ejemplo, muchas veces los aserraderos cortan la madera de determinado tamaño, dejando pequeños residuos que a ellos ya no les sirven, pero que NUJU sabe aprovechar.

#OUGHTTOKNOW Nuju, Pequeñas obras de arte en madera. - nuju-1

Foto cortesía de NUJU

Además de la madera de rescate, NUJU utiliza otras clases de madera para elaborar sus productos, las cuales siempre deben estar certificadas por el FSC (Forest Stewardship Council) para garantizar la seguridad de todos sus clientes. Ponen especial énfasis en que todas las maderas que elijan sean aptas para niños, ya que su negocio principal son los juguetes.

Dentro de su línea de productos cuentan con barquitos, rompecabezas, bloques, caballitos y, por supuesto, su icónico avioncito de madera. También tienen algunos muebles para niños, como un juego de mesa y sillas que puede ser de nogal o encino, y recientemente lanzaron su línea de mobiliario y artículos del hogar con cuatro productos: su original silla Z, una credenza en dos tamaños distintos, una lámpara y un juego de charolas. Esto lo hicieron porque, originalmente, su objetivo era la fabricación de muebles, pero encontraron una pasión en los juguetes que los llevó a desarrollar su marca alrededor de ellos.

#OUGHTTOKNOW Nuju, Pequeñas obras de arte en madera. - nuju-2

Foto cortesía de NUJU

Los tradicionales juguetes de madera de NUJU no se comparan con la gran variedad de juguetes de plástico que existe hoy en día, y menos con aquellos que están enfocados en la tecnología. La razón detrás de esto es el deseo de los fundadores de que los niños puedan tener un juguete que no sea desechable, sino que los vaya acompañando durante toda su vida y tenga un significado especial para ellos. Por ejemplo, un avioncito de madera puede empezar siendo un juguete para después convertirse en un artículo de decoración en el hogar o en la oficina, evocando lindos recuerdos de la infancia.

#OUGHTTOKNOW Nuju, Pequeñas obras de arte en madera. - nuju-3

Foto cortesía de NUJU

Lo cierto es que los productos de NUJU son como obras de arte debido a sus diseños la impecables y a la calidad de los materiales. Tan es así, que se encuentran a la venta en algunos de los principales museos de la Ciudad de México, entre ellos el Museo Tamayo, el Museo Universitario de Arte Contemporáneo y el Papalote Museo del Niño. Adicionalmente, los productos pueden encontrarse en tiendas para niños como Bibiki y Conejo Blanco Boutique, y en tiendas de interiorismo como Blend Design y Alameda.

La innovación y el crecimiento son parte importante de su filosofía, ya que siempre están pensando en cosas nuevas para expandir su oferta de productos. En el proceso de producción hay maquinaria y tecnologías involucradas, pero lo más importante sigue siendo la mano de obra, ya que todos los artículos son ensamblados y acabados a mano. Además, procuran que todo el proceso sea lo más ecológico posible, diseñando empaques reutilizables y optando por barnices menos corrosivos, entre otras cosas.

#OUGHTTOKNOW Nuju, Pequeñas obras de arte en madera. - nuju-5

Foto cortesía de NUJU

Así mismo, la marca demuestra su compromiso con el ambiente mediante su programa “Siembra tu semilla”, el cual tiene como objetivo la conservación de su materia prima. Con la compra de alguno de sus productos, NUJU regala semillas de árbol ayacahuite o de ciprés mexicano para que sus clientes puedan plantarlos en sus propias casas y, de esa forma, vincularse con el ciclo natural de la madera

FACTS

  • El nombre NUJU significa “nuestro juguete”.
  • Parte importante de la clientela de la marca son arquitectos o diseñadores que compran los juguetes para sus hijos.
  • Algunas personas que llegaron a la empresa como veladores o personal de limpieza, han terminado enamorándose del trabajo con la madera y algunos se han convertido en carpinteros expertos.

www.nuju.mx
@nujumexico