Spa mode: on! ¿Cómo hacer en casa tu propio espacio de restauración?

¿Quieres vivir un día entero de relajación? ¡Haz tu propio spa en casa! Aquí te decimos cómo

Spa mode: on! ¿Cómo hacer en casa tu propio espacio de restauración? - Spa mode-on, ¿cómo hacer tu propio spa en casa_ portada

 

 

Es el momento perfecto para experimentar los beneficios de un spa casero. Aprovecha para dedicarte un espacio, aliviar el estrés y mejorar tu salud. Los tratamientos te ayudarán a relajarte, de modo que olvides lo que está sucediendo afuera y te enfoques en ti. A continuación, te compartimos los pasos y los productos esenciales para crear tu propio spa.

 

Escoge el sitio adecuado

Elígelo dependiendo de lo que te gustaría hacer. Si quieres descansar y tener un lugar para recostarte con una mascarilla, tu habitación es ideal. Si prefieres exfoliar tu piel, liberar toxinas y relajarte con agua caliente, una tina es perfecta. Por supuesto, ¡puedes hacer ambas!

 

Iluminación y aromatización

Una iluminación tenue y cálida aumenta la sensación de bienestar, vuelve el espacio acogedor y brinda paz. Para conseguirla, te recomendamos usar velas, ya que la experiencia sensorial va de la mano con el bienestar físico.

Elígelas con aroma a lavanda, bergamota, eucalipto o canela, pues estas fragancias te ayudarán a olvidarte de la tensión y aumentarán tus niveles de energía. Además, el aroma es lo primero que percibes cuando te encuentras en un estado de relajación.

Música

Conecta unas bocinas y selecciona en la plataforma de tu elección una playlist de música clásica, relajante o con sonidos de la naturaleza. La música tiene un gran impacto emocional; si se escoge la adecuada, activa la mayoría de las regiones del cerebro y libera dopamina, generando placer y bienestar.

Productos

Para entrar en completa relajación, esta recomendación es tan importante como las demás. Te sugerimos:

  1. Remover las células muertas con un exfoliante corporal. Así, cuando apliques crema, se absorberá mejor y obtendrás una mayor relajación.
  2. Añade a la bañera algunas gotas del aceite esencial de tu preferencia. Elige el aroma conforme al objetivo que tengas o la experiencia que desees vivir. Por ejemplo, la lavanda es ideal para relajarte, mientras que el limón estimula la creatividad y libera las energías bloqueadas.
  3. Consiéntete con una mascarilla de hidratación profunda para combatir los efectos de la resequedad y la contaminación, la cual reduce la cantidad de vitaminas E y C en la piel. La mascarilla también te ayudará a disminuir el enrojecimiento de la piel, el acné y los poros abiertos. Puedes ponerte en los ojos rodajas de pepino frías y recién cortadas para desinflamar.
  4. Complementa tu sesión con un vaso que contenga agua natural, limón y fresas picadas. Es importante hidratarse tanto por dentro como por fuera.
  5. Concluye la sesión con un masaje en el que utilices crema corporal humectante.

 

Escrito por Regina Cordero